sabías que

Las papas y la alimentación

Como en todo, el valor nutritivo de la papa depende de los otros alimentos que la acompañan y del método de preparación. Por sí misma, la papa no engorda (y la saciedad que produce su consumo puede en realidad ayudar a las personas a mantener la línea); sin embargo, la preparación y consumo de las papas con ingredientes de gran contenido de grasa aumenta el valor calórico del platillo.

Como no podemos digerir digerir el almidón que contienen las papas crudas, las hervimos (con o sin piel), las horneamos o freimos. Cada método de preparación repercute en la composición de la papa en distintas formas, aunque los tres métodos reducen el contenido de fibra y proteínas, que se escurren al agua o el aceite, además de que el calor destruye estos nutrientes o se producen cambios químicos, como la oxidación.

Al hervir las papas, que es el método más común de preparación en todo el mundo, se pierde una gran cantidad de vitamina C, sobre todo en las papas peladas. Las papas a la francesa fritas en aceite caliente (de 140ºC a 180ºC) produce una gran absorción de grasa y reduce mucho el contenido de minerales y ácido ascórbico. La preparación al horno causa una pérdida un poco mayor de vitamina C que la cocción en agua, debido a que la temperatura del horno es más elevada, pero se pierden menos vitaminas y minerales.

Muchas veces evitamos comer papa por el mito de que nos hace subir de peso; sin embargo, se ha descubierto que 100 gramos de este alimento cocido en agua es igual a comer un huevo, yogur natural o una manzana y aunque no lo creas, la papa aporta muchas propiedades que aquí te platicamos.

Fuente de fibra: cuando comas papa, no tires las cáscara, ya que ésta es una gran fuente de fibra que mejorará tu digestión.

Vitamina B: la papa es rica en vitamina B6 que ayuda a proteger al sistema nervioso y evita enfermedades degenerativas.

Aporta energía: 100 gramos de papa puede aportar 80 calorías a nuestro cuerpo, lo que se traduce en mayor energía para aguantar el día.

Aportan minerales: este alimento es rico en minerales muy importantes para nuestro cuerpo como el magnesio, potasio y hierro. Rica en antioxidantes: la papa, incluyendo la cáscara, posee grandes cantidades de antioxidantes que retrasan el envejecimiento y ayudan a prevenir enfermedades como el cáncer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *