sabías que

Papas a la francesa

La tradición popular afirma que las papas fritas originales nacieron en Namur, en la Bélgica francófona.

Cuando el río Mosa se congeló durante un invierno frío en 1680, los lugareños que eran especialmente aficionados al pescado frito, al no poder pescar, sustituyeron a los peces con papas friendolas, naciendo las papas fritas. Los defensores de esta historia afirman que esta ciudad belga además de ser la fuente de las papas fritas, también lo es de su nombre pues durante la Primera Guerra Mundial los soldados estadounidenses, estacionados en esta región, apodaron a las papas fritas como «papas a la francesa», y así nació (aunque impreciso pues Bélgica no es Francia).

El nombre que conocemos hasta hoy con sus variantes por país: en Reino Unido las llaman chips; en Francia, frites; en Holanda, friten; en Bélgica, Pommes frites o friet; en Estados Unidos, french fries; en España, patatas fritas y en Latinoamérica, papas a la francesa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *